Eulogio se sentará en un nido de hormigas bravas

noviembre 29, 2008 – 4:48 pm -

6.- Sindicalistas Granada, Nicaragua
Por: Augusto Cermeño

Esa es la idea que se nos cruza en la cabeza al ver la situación de desorden y el malestar de los trabajadores municipales, golpeados por los pagos “a cuenta gotas” que le hace la actual administración que entregara una alcaldía “lavada” y con un “bonito” saldo rojo de mas de 24 millones de córdobas.

Los trabajadores, se despulmonaban gritando por su salario, unos, mientras otros querían el pago de su treceavo mes o aguinaldo. El dinero para ese pago, al momento de la discusión laboral era hipotético, no estaba en las arcas, porque la empresa E. Chamorro Industrial prometió depositarlos ayer o para hoy.

Llama la atención que los trabajadores, junto con su dirigente sindical Oscar Moreira, estaban discutiendo sobre esos pagos sin tener el dinero en las arcas municipales, algo así como los cazadores que “se estaban repartiendo el cuero antes de matar el venado”.

Hay otra gran verdad en este asunto, en este juego imaginario en el que se les ha metido a los trabajadores, haciéndolos enfurecer por algo que es una obligación de Ley que la patronal cumpla. Es una especie de tortura sicológica, para los hombres y mujeres que trabajan y tienen el derecho a reclamar lo suyo.

El código laboral en su articulo 86, es bastante claro respecto a las obligaciones del empleador, que deberá pagar en tiempo y forma, tanto a obreros semanales, o de base, como a empleados administrativos quincenales..

El mismo articulo 86 dice: “La falta de cumplimiento del pago del salario en el tiempo convenido o en el que la Ley ordena, en su caso, además de las sanciones establecidas en este código, obligará al empleador a pagar al trabajador, por cada una de las dos semanas de trabajo subsiguientes a la primera, UN DECIMO MAS DE LO DEBIDO, por cada semana de retraso, salvo que el incumplimiento se deba a fuerza mayor o caso fortuito”.

En cuanto al DECIMOTERCER MES, El artículo 95 del Código Laboral es bastante claro: “El décimo tercer mes debe ser pagado en los primeros diez días de diciembre de cada año, o dentro de los primeros diez días de terminado el contrato de trabajo. En caso de no hacerlo, el empleador pagará una indemnización equivalente al valor de un día de trabajo, por cada día de retraso”.

Esto nos deja claro que la situación de los trabajadores no es la difícil, sino la situación del empleador, llámese alcaldesa Rosalía Castrillo o administración municipal que concluye su gestión en enero del 2009. El que va a “pagar los elotes” será Eulogio, y por supuesto, es, al final de cuentas, el pueblo con sus impuestos.

NOTA: Los trabajadores fueron pagados, en la mayor parte, hasta el 28 de noviembre 2008. El pago no fue completo, porque quedó pendiente pagar la segunda quincena de los administrativos y queda pendiente el treceavo mes.


Archivado en Asi Pensamos | Sin Comentarios »

Escribe tu Comentario

Todos los comentarios son moderados. Opiniones con ofensas o fuera de lugar sern borrados inmediatamente. No pierda su tiempo.


El contenido de La Verdad no puede ser reproducido, transmitido ni distribuido total o parcialmente sin la autorizacin previa y por escrito de La Verdad.