Calderón critica con dureza el proteccionismo de EEUU en la cumbre de la APEC

noviembre 15, 2009 – 9:12 am -

hace 6 horas 48 mins

Por Mariano Andrade

calderon-critica-dureza-proteccionismo-eeuu-cumbre-apecEl presidente mexicano, Felipe Calderón, criticó este sábado el proteccionismo en Estados Unidos que ha provocado “falta de libre comercio” y “competitividad” en el NAFTA, en la jornada de apertura de la cumbre del Foro de Cooperación Económica de Asia-Pacífico (APEC) en Singapur.

“Estados Unidos, y concretamente el presidente (del país,) Barack Obama, está enfrentando una severa restricción política, que va exactamente en sentido contrario al libre comercio”, dijo Calderón en una presentación ante empresarios y responsables políticos en el centro de convenciones Suntec de Singapur.

Al manifestar las “preocupaciones” de México por la marcha del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (NAFTA o TLCAN, que incluye también a Canadá), Calderón afirmó que ese acuerdo perdió “impulso” y “competitividad” en los últimos años a raíz de un “resurgimiento del proteccionismo”.

“El NAFTA a principios de esta década perdió cierto impulso (…). El problema del Tratado de Libre Comercio ha sido la falta de libre comercio verdadero que todavía necesitamos”, denunció el presidente mexicano.

“La región de Norteamérica -Canadá, Estados Unidos y México- perdió en estos años competitividad económica y las exportaciones de la región como porcentaje del comercio y de las exportaciones mundiales cayeron del 19% al 13% en 2008″, puso como ejemplo.

Calderón enumeró como responsables de los problemas del NAFTA -creado en 1994- a la “restricción política” en el Congreso estadounidense impulsada por los sindicatos, la cláusula ‘Buy American’ a favor del consumo de productos norteamericanos y la tendencia de Estados Unidos a proteger a sus empresas.

En ese sentido, criticó “la vieja idea equivocada del proteccionismo y el principio de proteger empleos y empresas nacionales”, que a su entender provocó una falta de competitividad en Estados Unidos que terminó afectando a bancos y constructores automotores.

“Si algo pasó con la economía norteamericana en los años previos al estallido de Lehman Brothers, fue la pérdida acelerada de competitividad de las compañías americanas, llámense automotrices, las más grandes del mundo, o llámense bancos”, señaló.

Según Calderón, el resurgimiento del proteccionismo en Estados Unidos comenzó a partir de los atentados del 11 de septiembre de 2001, que generaron “una resistencia política, centrada primero en una preocupación de seguridad” y que luego se expandió hasta impactar en “las posibilidades de expansión de comercio”.

A pesar de sus duras críticas, Calderón admitió que la creación del NAFTA “ha sido un éxito en términos de generación de inversión y de empleo y de expansión del comercio en Norteamérica”.

Calderón pidió además que se eliminen “prácticas y mecanismos de manipulación artificial de tipos de cambio”, en referencia a la debilidad del dólar y la rigidez del yuan chino.

Como parte de su actividad en Singapur, el presidente mexicano se reunió con el primer ministro australiano, Kevin Rudd, así como también con responsables del grupo Temasek Holdings, que cuenta con activos de más de 127.000 millones de dólares.

El presidente Obama, que recién tenía previsto llegar a Singapur por la noche, reafirmó en Tokio el compromiso de Estados Unidos a favor del libre comercio y la conclusión de manera exitosa de las negociaciones de la Ronda de Doha de la OMC.

“En esta nueva era, abrir otros mercados en el mundo será crítico no sólo para la prosperidad de Estados Unidos, sino para la del mundo entero”, afirmó en la primera escala de su gira asiática.

Brasil se compromete a reducir un 36% las emisiones sobre la previsión de 2020

hace 7 horas 5 mins

pictureEl Gobierno brasileño asumirá un “compromiso voluntario” de reducir en al menos un 36% sus emisiones de gases con efecto invernadero, sobre la previsión de lo que el país emitiría en 2020, informaron el viernes los ministros jefe de Gobierno, Dilma Rousseff, y de Medio Ambiente, Carlos Minc.

El presidente brasileño, Luiz Inacio Lula da Silva (dcha), con los ministros Carlos Minc …

La meta concreta de reducción será de entre el 36,1% y el 38,9% y será presentada ante la conferencia del Clima convocada por la ONU en diciembre en Copenhague, explicaron los ministros en rueda de prensa en Sao Paulo, tras reunirse con el presidente brasileño, Luiz Inacio Lula da Silva.

Principalmente debido a la deforestación de la gigante selva amazónica, Brasil es considerado el cuarto mayor emisor mundial de esos gases nocivos responsables por el cambio climático.

En caso de que no se tome ninguna medida, Brasil estima que en 2020 emitiría 2.700 millones de toneladas de gases con efecto invernadero. En base a ello, la propuesta anunciada es llevar a Copenhague el “compromiso voluntario” de que a 2020 se deben reducir las emisiones entre 975 y 1.050 millones de toneladas.

Eso significa que Brasil se propone llegar a 2020 con emisiones de entre 1.700 o 1.800 millones de toneladas de CO2, menos que las 2.100 de 2005.

“Brasil es un país que no tiene la obligación de asumir metas, pero (su decisión de adoptar un compromiso, aunque sea voluntario) puede influir” en la actitud de otros países en la cumbre de Copenhague, dijo Minc.

Poco más de la mitad del recorte de las emisiones brasileñas responde a una disminución de hasta el 80% de la deforestación de la selva amazónica. El resto dependerá de esfuerzos en agropecuaria, industria, energía y siderúrgica.

“Estamos haciendo un gran esfuerzo para que Copenhague tenga éxito”, afirmó por su parte Rousseff.

Dado que el compromiso es voluntario, el Gobierno va a discutir la viabilidad del proyecto con la comunidad científica, los Estados y las empresas privadas, informaron los ministros.

La conferencia de Copenhague, que se celebrará del 7 al 18 de diciembre, fue convocada para cerrar un acuerdo mundial contra el cambio climático, que reemplace al Protocolo de Kioto que termina en 2012.

Numerosos puntos bloquean las negociaciones, entre otros cuál es el grado de compromiso que deben asumir los países ricos en materia de emisiones y cómo entran en ese acuerdo Estados Unidos, que no aprobó Kioto, y los países en desarrollo, algunos de ellos grandes emisores, como China, India y Brasil.

Brasil ha sido enfático en reclamar un compromiso ambicioso y claro de los países desarrollados, tanto en recorte de emisiones como en financiación a países en desarrollo.


Archivado en Internacionales | Sin Comentarios »

Escribe tu Comentario

Todos los comentarios son moderados. Opiniones con ofensas o fuera de lugar sern borrados inmediatamente. No pierda su tiempo.


El contenido de La Verdad no puede ser reproducido, transmitido ni distribuido total o parcialmente sin la autorizacin previa y por escrito de La Verdad.